06 junio 2006

A Pajín le va la marcha

La secretaria de Estado para la Cooperación Internacional, Leire Pajín, no ceja en su empeño de pasar al libro Guiness de los despropósitos. Y conste que no lo digo por la excelente cerveza irlandesa, aun cuando es conocida su afición por las bebidas espirituosas.

Y es que, amén de su tendencia innata al lujo y el boato, la niña prodigio del socialismo español, que accedió al cargo con sólo 28 añitos, no renuncia a ser primera página de los medios. Conocemos hoy la noticia de que la bazofia anticlerical es exportable, siempre y cuando cuente con la subvención del Tesoro Público.

Y es que, en este país no hay nada como sacar los pies del plato para que los impuestos de todos reviertan en el bolsillo de los díscolos. Después del fracaso de Madrid, la "obra" Me cago en Dios se representa en los teatros lisboetas con el patrocinio de la Embajada española y la secretaría de que es titular la niña Leire.

El autor, a la sazón cuñado de Esperanza Aguirre, expresó en su día su deseo de “meter en cintura a la Iglesia. Espero que lo haga el nuevo Gobierno”. Y es que, como dijo la propia Aguirre, "una elige a su marido, no a sus cuñados".

Doy gracias al cielo por no ser el cuñado de Leire Pajín. Y no lo digo por los chistes fáciles que me harían con su apellido, sino porque -y el propio Forges lo denunció, sin que se le considere sospechoso de machista trasnochado- el peor enemigo del hombre es la cuñada. Y si es feminista, más.

Etiquetas:

0 Comments:

Publicar un comentario en la entrada

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home